Diana es una persona auténtica, cercana, sencilla, sabia y llena de amor, …. una verdadera maestra. Con un alma de niña fresca, juguetona… como las verdaderas maestras. Has creado un clima de amor, respeto, seguridad, cuidado, sencillez…. en el cual ha sido fácil DEJARSE SER .

GRACIAS. GRACIAS
Un abrazo